27 oct. 2010

Hoy ella se sintió con ganas de recordar su pasado. Recordarlo, no volverlo atrás, aunque ese recuerdo hizo que por cinco minutos ella estuviera allí.
Su pasado fue genial, lleno de amor, de vida, risas, alegrías, de momentos únicos e inigualables.
Tan solo escuchando esa canción, viendo ese video, mirando esas fotos, esas cartas, el tiempo retrocedió por un momento. Eso la puso tan feliz, recordar esas sonrisas, esas miradas, esos colores, esas palabras llenas de magia, llenos de su pasado, eso era lo que a ella la volvía l o c a .
Nada se comparaba con su pasado, era perfecto, lleno de emociones que no volvería a vivir, y eso ella lo sabía.
Se reía mientras veía las hojas de aquel álbum pasar, y ese chistoso video que a ella le fascinaban, y hasta una lagrima rodó por su mejilla al leer nuevamente esas palabras que le llegaban al corazón una vez más.
Recordando todo, ella vivó cada minuto como si fuese actual; pero sabia perfectamente que a su pasado no había nada que envidiarle, porque su presente era mejor todavía.
Y eso es lo que aprendió, que aunque su pasado fue inigualable, irrepetible, y hermoso, su presente era lo que mas tenia que importar, el ahora, y no le teme a nada mas.
Solo vivirlo, como se debe.
Y ella sigue recordando, nunca va a dejar de hacerlo, pero también sigue viviendo, y sabe que lo que viene de ahora en más va a ser mejor, porque así será.

No hay comentarios: